Turismo en Francia

Acampar en la isla de Noirmoutier

Plage des Dames sur l'île de Noirmoutier
Plage des Dames sur l'île de Noirmoutier

 

Auténtico paraíso para los amantes de la naturaleza, y apreciada por su arquitectura típica y sus casas blancas con contraventanas azules, la isla de Noirmoutier se encuentra en el golfo de Gascuña y forma parte del departamento de Vendée. Con una superficie de 49 km2, recibe el sobrenombre de «la isla de las mimosas» gracias a su microclima excepcionalmente suave, que propicia la floración de la mimosa durante el invierno.

Hasta 1971, fecha en la que se construyó un puente, el paso de Gois era el cordón umbilical de la isla. La carretera que une Noirmoutier con el continente es sumergible, y solo se puede utilizar con marea baja. Esta peculiaridad la hace única en el mundo.

 

El paso de Gois en la isla de Noirmoutier
El paso de Gois en la isla de Noirmoutier© Adobe Stock

 

Los campings

La isla de Noirmoutier es asimismo ideal para el camping y para los que aman la naturaleza y los paisajes salvajes. Así, encontrará una quincena de campings en la isla, dos de los cuales están recomendados. Se trata del camping Domaine le Midi***** , en Barbâtre. Está situado al borde del mar, al que tiene acceso directo, y en medio del bosque. El camping pone a su disposición una piscina climatizada, cubierta, y otra al aire libre, y ofrece animaciones, equitación y espectáculos nocturnos. Le Caravanile***** está situado en La Guérinière. Está abierto de marzo a noviembre, y dispone de una nueva piscina de balneoterapia cubierta para aprovechar al máximo las épocas templadas. A dos kilómetros del puente de acceso a Noirmoutier, el camping La Grande Côte*** se encuentra en la Barre de Monts y se extiende al borde de la playa, a la sombra de los pinos. Igual que el camping Plage des Tonnelles**** en St-Jean-de-Monts, que cuenta con acceso directo a la playa y se extiende a lo largo de 26 hectáreas de bosque.

 

Adobe Stock
© Adobe Stock

 

Qué ver y hacer en la isla

Con o sin niños, hay muchos lugares para visitar durante las vacaciones. Con La Isla de las Mariposas, en la Guérinière, vivirá un momento mágico entre las mariposas más bellas del mundo, que vuelan en libertad en el mayor invernadero de Francia (abierto de abril a septiembre). En Noirmoutier en l’île se sumergirá en el mundo acuático del acuario de Noirmoutier. 200 especies y 1000 animales ofrecen un magnífico ballet en los 500 000 litros de agua marina, así como un espectáculo de otarios tres veces al día. (Abierto de febrero a noviembre). Para descubrir el norte de la isla de otra forma, Le Noirmout’train le permitirá disfrutar de los paisajes y aprender gracias a los comentarios en directo. Una forma lúdica de visita, muy apreciada por los niños. (Abierto de abril a septiembre). Las marismas saladas cubren 1/3 de la isla, reciben el nombre de "el oro blanco de la isla de Noirmoutier". En verano, es posible seguir el trabajo ancestral de los salineros del lugar realizando una visita comentada por los propios salineros en la explotación.

 

Las marismas saladas
Las marismas saladas© Adobe Stock

 

Un gran repertorio de actividades

¡La playa! La palabra clave… Tanto si le va el deporte como si se inclina por el solaz, la playa reconcilia estas dos predisposiciones. Es perfecto, la isla de Noirmoutier no escatima playas. Así, las playas de La Barbâtre tienen 7 kilómetros de longitud y son ideales para practicar un deporte acuático o bañarse. Las de La Guérinière albergan una parte del patrimonio de la isla, con los molinos de la playa de la Court y los búnkers de la Cantine o las esclusas de peces con marea baja. ¡La playa de Luzéronde, al sur de l’Herbaudière, ofrece la puesta de sol más bella! Las playas de Le Vieil son rocosas, y las casas típicas de la isla parecen alzarse sobre la arena. Aquí, la playa de Mardi Gras es una bonita cala apreciada por su tranquilidad, y aquí se rodaron algunas escenas de la película César et Rosalie. Además, sus hijos podrán pasárselo bien en alguno de los numerosos clubes de playa existentes. Por último, es imprescindible descubrir el Bois de la Chaise con su vegetación mediterránea, y la playa des Dames, rodeada por las famosas casetas de madera y donde destaca el embarcadero.

 

La isla también es el terreno ideal para practicar cualquier deporte acuático, solo o acompañado de profesionales. Descubra así el kitesurf, el carro a vela, el paseo por el mar, el paddle, el wakeboard, el kayak… y muchos otros que seguro que le gustará conocer.

 

83 kilómetros de sendas ciclables en toda la isla, 20 de los cuales son ideales para las familias. Al borde de los parajes naturales y, por tanto, lejos de los coches, sin desniveles, lo que hace que estén al alcance de todo el mundo con total seguridad. En bicicleta podrá descubrir los paisajes únicos de la isla.

 

Existen diversas propuestas de excursiones para visitar los parajes naturales de la isla como las marismas, las dunas, los pólders y los bosques. Con una duración de 1.30 a 3.30 horas, todas ellas son familiares y ofrecen paseos por las marismas saladas. Otra excursión permite visitar el paso de Gois desde el puente de Noirmoutier y explorar magníficos paisajes marítimos. Una tercera, muy completa, permite ver en el mismo recorrido las dunas, las marismas y los bosques. Estas excursiones han sido diseñadas con un color diferente para cada una de ellas para facilitar su seguimiento.

 

La playa des Dames en la isla de Noirmoutier
La playa des Dames en la isla de Noirmoutier© Adobe Stock

 

 

Ver los campings consultados